El calvario de Telecinco con las series

alba

La mala suerte que Telecinco cosecha con sus series va camino de convertirse en un fenómeno paranormal propio de uno de los episodios de ‘El don de Alba‘, su más reciente fracaso hasta el estreno de la aberrante ‘Esposados‘.
Ambas se unen así a una larga lista negra compuesta por ficciones como ‘Piratas’, ‘Homicidios’, ‘Cheers’, ‘Parejología 3×2’ o ‘La Fuga’ entre otras.

Con este panorama, no es de extrañar que Telecinco ande con pies de plomo a la hora de preparar y estrenar nuevas series. No sólo tienen que hacer frente a los prejuicios de los espectadores (que a juzgar por los resultados acaban teniendo razón) sino también a la caída de la facturación publicitaria.
Todo ello acaba teniendo efectos desastrosos pero ¿cuáles son las causas?

Nuevos fichajes para ‘Amar es para siempre’

basave

‘Amar es para siempre’ nació como una de las grandes apuestas de Antena 3 para sus sobremesas tras el final de ‘Bandolera’. Aunque en un principio su acogida fue fría, en las últimas semanas parece haberse consolidado y por ello Diagonal TV sigue reforzando sus tramas con nuevos personajes. Pronto se sumarán a la serie Alfonso Bassave, Asier Etxandía y Ángela Cremonte para darles vida. 

‘Gran Hotel’ vence a ‘Familia’ en su regreso

luz

Anoche regresó ‘Gran Hotel’ a nuestras pantallas con el estreno de la tercera temporada. Se impuso a su gran rival (‘Familia’) sin demasiados esfuerzos aunque no pudo con El Taquillazo de La Sexta. Aún así logró atraer a 2.626.000 de espectadores que volvimos a engancharnos a los tejemanejes de la familia Alarcón después del parón navideño.

La trama principal continúa versando acerca de las circunstancias que rodean la muerte de don Carlos Alarcón, el padre de la protagonista y de Andrés, uno de los camareros. Alicia y Julio se afanan en descubrir la verdad con la ayuda del detective Ayala, mientras doña Teresa intenta ocultar los detalles sobre el fallecimiento de su esposo. Sin embargo, el episodio de ayer se centró en las tramas secundarias, algo más potentes.