3

Combate a los muertos, teme a los vivos

Publicado por el .

mic1 Combate a los muertos, teme a los vivos

La tercera temporada de ‘The Walking Dead’ está siendo sencillamente espectacular. Ahora nadie podrá decir que es tediosa, porque no le falta de nada: acción, suspense, gore… Todo tiene cabida en la serie estrella de la AMC y lo mejor es que combinan a la perfección, haciendo de ella una de las series más adictivas del panorama televisivo actual.

Atrás quedaron los tiempos muertos que amenazaron con convertir en desechables la mayor parte de los episodios de la segunda temporada. Los primeros ocho capítulos de la nueva entrega  han sido trepidantes. Repletos de acontecimientos interesantes y caracterizados por las idas y venidas de los personajes.

Las dos salidas más destacables son las de T-Dog y Lori Grimes, a quienes el público nunca apreció aunque por distintos motivos. El primero por ser un personaje anodino, sin profundidad, que sólo hacía de relleno. Quisieron darle mayor relevancia convirtiéndolo en el plato principal de un banquete zombie. Se dejó devorar vivo para salvar a Carol Peletier, la mujer más cargante del Apocalipsis. Su muerte fue heróica y penosa a partes iguales.

A Lori Grimes quisieron redimirla de tanto odio cosechado por los cinco continentes a raíz de su comportamiento en el triángulo amoroso del que fue protagonista en las dos temporadas anteriores. Lejos del final agónico que muchos hubieran querido para ella, los guionistas prepararon una muerte sentimentaloide propia de un culebrón: Lori murió en el parto y a todos nos dio mucha pena.

glen1 Combate a los muertos, teme a los vivos

El hecho sirvió para que su marido, atormentado desde que asesinó a su mejor amigo, terminase por perder la cabeza en una de las mejores escenas de toda la serie (una interpretación desgarradora cortesía de Andrew Lincoln). A partir de entonces ve y habla con los muertos, digno discípulo de Melinda Gordon.

Una vez librados de estos dos personajes cargantes nos ocupamos de los que quedan vivos. En la cárcel libraban su propia guerra contra los zombies olvidando casi que el verdadero peligro siempre ha sido el hombre. Como queda patente en los últimos capítulos de la primera mitad de la tercera temporada.

Woodbury es un oasis en mitad del desierto. Los habitantes de tan idílico pueblo creen haber encontrado un lugar seguro donde vivir ajenos al Apocalipsis zombie pero ignoran que el verdadero peligro lo tienen dentro: un líder psicópata y desquiciado cuyos hombres de confianza son una pandilla de crueles matones. Entre ellos Merle, el hermano de Daryl.

Éste último, que no tiene una idea buena, se encuentra por casualidad con Glen y Maggie y los secuestra propiciando un violento encuentro entre ambos grupos. De esta escaramuza se producen varios episodios interesantes de cara al resto de capítulos que verán la luz en un par de meses:

  1. Michonne se venga del Gobernador (que mandó a Merle a matarla) rematandoa su hija zombie y dejándolo tuerto tras una pelea. Andrea lo salva de su antigua amiga pero algo nos dice que el duelo entre ambos no ha hecho más que empezar.
  2. Andrea a la larga tendrá que decantarse por el Gobernador o por Rick con el peligro que conlleva cualquiera de las dos elecciones.
  3. El espectacular cliffhanger con la que termina el episodio 8 “Made to suffer”, el esperado reencuentro entre los hermanos Dixon en unas circunstancias aterradoras pues los Woodburianos piden su ejecución inmediata al hacerlos responsables de la refriega ante una horrorizada Andrea, que nunca terminó de entender las aficiones del pueblo.

‘The Walking Dead’ regresa el 10 de febrero. La espera será dura pero no dudamos de que valdrá la pena si Mazzara y el resto del equipo saben mantener el listón tan alto con el que ha comenzado la tercera entrega.

Más información – Espectacular tercera temporada de ‘The Walking Dead’

Fuente – Elaboración propia
Fotos – AMC The Walking Dead
Fotos – Vayatele


3 comentarios

  1.   luis dijo

    Acción si que tiene
    ¿Cual es la media de muertos por cápitulo? 17 o más

  2.   isabel dijo

    Lo cierto es que ha mejorado muchísimo con respecto a la 2ª temporada. Los ocho primeros episodios se han caracterizado por su ritmo trepidante, lo que ha sorprendido gratamente a los fans de la serie. Y lo mejor está por venir… ¡Saludos!

  3.   Delfos dijo

    ¡Pedazo de crítica! La primera mitad de la temporada ha sido buenísima. Y aún queda lo mejor, ya estoy deseando que sea febrero. Team Dixon !!

Escribe un comentario